La regla de oro.

Las emociones como referencia de la salud del cuerpo.

Nuestras acciones como referencia de la salud de nuestras emociones.

Nuestro cuerpo emocional como referencia de la salud de nuestros pensamientos.

Y nuestros pensamientos como referencia de la salud de nuestras creencias.

Nuestras creencias como referencia de la salud de nuestra felicidad/capacidad de vivir plenamente.

Foto : Catalina Rojas. Workshop Can Dombe.